Ir al contenido Saltar al pie

Testimonio anónimo (segunda parte)

Hola irene,

Ya había hecho el primer trabajo básico en magia roja con el estudio; tras lo cual encargué otro un mes después; no porque no estuviera satisfecho con mi trabajo anterior; al contrario, para consolidar los ya excelentes resultados y luego porque, siendo por naturaleza una persona muy ansiosa, sentí la necesidad de reforzar el trabajo anterior con uno más fuerte y duradero. Además me llevé muy bien con el operador que me siguió y que también realizó el trabajo.

Si (especialmente debido a mi carácter y mis inseguridades) todavía quedaba alguna pequeña discordia con el hombre que el trabajo anterior ya me había devuelto a estar en mucha mejor forma de la que había estado alguna vez; pues los resultados de este segundo trabajo fueron sorprendentes y absolutamente placenteros. Unos días antes de empezar, el chico sorprendentemente organizó unas vacaciones sorpresa en el extranjero cuidando hasta el más mínimo detalle (y él nunca había sido de las sorpresas y mucho menos un hábil organizador; de hecho en más de 1 año nunca habíamos hecho una vacaciones juntos y él nunca había tomado la iniciativa de organizar nada, lo que siempre me ha causado mucha decepción). Además, a pesar de mis predicciones (en el pasado, si estábamos juntos por más de unos pocos días, siempre había alguna oportunidad para desacuerdos y discusiones) y más allá de todas mis expectativas, las vacaciones transcurrieron muy bien y transcurrieron sin problemas, sin discusiones y él estuvo muy cariñoso, como nunca antes.

Fueron sin duda los mejores días de mi vida de los que siempre guardaré un recuerdo muy preciado y esta experiencia (nunca la había tenido en décadas) fue sólo gracias al operador que me siguió y al compromiso que puso para que funcionara. En este momento está "organizando (increíble: odia planificar, necesito que lo hagan mis allegados para llenar mis inseguridades)" unas nuevas vacaciones de verano. Además, aunque en el pasado siempre ha evitado presentarse a mis padres para no comprometerse demasiado, últimamente lo ha hecho por iniciativa propia y sobre todo es su comportamiento el que ha ido cambiando definitiva y diariamente con una actitud más asidua. y dulce presencia y eso es lo que más colores de colores y una alegría nunca antes experimentada en mis días antes oscuros, monótonos y ansiosos y sobre todo por estos momentos inolvidables y por la serenidad lograda que estoy sumamente agradecida al estudio.

Ya había hecho algunos trabajos básicos de magia roja con el estudio; tras lo cual encargué otro un mes después; no porque no estuviera satisfecho con mi trabajo anterior...

Cerrar

No puedes copiar el contenido de esta página